9 de marzo de 2009

ENTREVISTA PERDIDA A STANLEY KUBRICK

He aquí la ULTIMA entrevista que concedió Stanley Kubrick horas antes de morir. Es un texto inédito, publicado hace apenas 13 días en el blog español UNA BALA EN LA RECÁMARA (http://hunterztop.blogspot.com/2009/02/entrevista-perdida-stanley-kubrick.html). Es un texto peligroso. Agentes de la Warner Bros. en Londres requisaron los documentos del Sr. Aragüéz a su vuelta a España luego de su encuentro con Jeremy Thompson, el último entrevistador.
Deseo agradecer al Sr. Aragüez por darme el permiso de reproducir este valioso texto, por su coraje de publicarlo, por compartirlo
.


Estos días en Londres tuve la oportunidad de conocer a Jeremy Thompson, periodista del Times y, a su vez, cronista independiente de la historia del cine. Tras una buena sesión de pintas en un local de Paddington, me reveló algo que – sin duda – es uno de los hallazgos más sorprendentes para la historia del cine reciente. Pocas horas antes de morir, en el año 1999, Stanley Kubrick accedió a conceder a Thompson una entrevista a raíz del estreno de Eyes Wide Shut. Lo que viene a continuación es una reproducción de dicho encuentro, si bien, la traducción es mía y pueden encontrarse ciertos errores, producidos por el ansia de publicar tan valioso y desconocido documento.

La lluvia de Londres terminó por despejarse en la estación de St. Albans, lugar acordado con Emilio, el chófer de Stanley Kubrick, para que me recoja. Hoy visito Childwick Bury, el hogar de Mr. Kubrick. La apertura de verjas se sucede como debieran ser los puentes levadizos de los castillos y, allí, en la misma puerta principal de la mansión, Mr. Kubrick me espera, vistiendo un atuendo de un azul desgastado, que le haría parecer un empleado del ferrocarril francés.“Buenos días, Mr. Thompson” Me recibe brevemente y con familiaridad Stanley Kubrick. Me lleva hasta su cocina, un espacio inmenso lleno de plantas que cuelgan desde el techo, donde nos sentamos y es él mismo quien me pide que empiece la entrevista.

Jeremy Thompson: Han pasado más de diez años desde que presentó usted su última película, ¿se encuentra nervioso ante los cambios en el mundo y en la industria?
STANLEY KUBRICK: Abordar una película es un reto sumamente arriesgado. Presentarla es un auténtico suicidio. ¿Cómo saber que lo que estás escribiendo interesará al público varios años después, cuando el filme esté efectivamente terminado? Es algo sobre lo que conviene pensar.

Sin embargo usted ha parecido siempre elegir sabiamente los temas de sus películas respecto a la época en las que realizó. Si 2001 hubiera sido realizada posteriormente, ¿quién sabe si películas como Star Wars habrían llegado a hacerse?

Mr. Kubrick piensa frotándose su barba debilitada por los años. Una profunda expresión reflexiva ocupa su rostro y responde con suma cautela.

2001 no habla de ciencia ficción, sino de espiritualidad. Son temas que trascienden el tiempo. De lo que habla en realidad es de Niezstche. O si no, ¿por qué cree que hay tantas formas circulares, tanto paso de hombre a superhombre y la música de Así habló Zaratustra? El tema de 2001 es bastante anterior de lo que muchos creen y, de hecho, Niezstche solo es una ejemplificación de lo que trata.

Pero, por ejemplo, hizo La naranja mecánica en una época en que la violencia juvenil tenía una importante relevancia en la sociedad, y El resplandor llegó para dar rienda suelta a la explosión de películas de terror.
Sin duda no soy impermeable a las circunstancias de la sociedad. A pesar de vivir cómodamente recluido de la vida pública, me mantengo perfectamente en sintonía con los acontecimientos actuales. Sin embargo, uno de los aspectos que me interesa de su pregunta es el siguiente: ¿es una película fruto de su época o las películas – y el resto de hechos culturales – son los que conforman una determinada corriente de pensamiento y actuación en una época concreta? Es un factor en el que pienso a menudo.

Precisamente le quería preguntar por su decisión en cuanto a su estilo de vida.
¿Qué quiere decir?

Oh, perdón. Me refería precisamente a, como usted lo ha llamado, “reclusión”.
¿Reclusión?

Sí, hace un momento así se ha dicho.
Espero que no me malinterprete, Mr. Thompson, pero en absoluto me considero un recluido. Simplemente, he preferido alejarme del mundanal ruido. Si usted hiciera películas comprendería algo muy importante que muchos cineastas olvidan: la dedicación total a la obra. Es imposible realizar un filme de calidad con distracciones. Yo no salgo por las noches, ni hago largos viajes, ni entorpecedoras visitas promocionales. Yo me dedico en cuerpo y alma a mi obra. Existe una fina línea entre una película de verdad y jugar a hacer cine. Muchos directores solo juegan. Están rodeados de fiestas y mujeres, cuando en realidad lo que deberían es llevar una vida monacal durante la producción de su película. Yo siempre estoy trabajando, por lo que siempre abogo por esa vida monacal.

Mr. Kubrick coloca delicadamente sus gafas sobre su nariz, recuperando elegantemente su correspondiente puesto. Sus pequeños dedos blancos son delicados como plumas. Inyecta su mirada directamente sobre mi blog de notas y mi grabadora, como si pudiera ejercer alguna especie de poder mental sobre ellos.

Por lo que deduzco de sus palabras, diversión es lo último que aparece por su mente a la hora de realizar una película.
Pero eso es porque una película no es divertida de realizar. Siempre se entra en conflicto con alguien, ya sea el productor, los actores o todos a la vez. Yo particularmente, disfruto mucho más con la escritura del guión y con la soledad de la sala de montaje que con la farándula del rodaje. Por eso, entre otras cosas, siempre reduzco mis rodajes a la más mínima expresión. No hablo de tiempo, sino de personal. No quiero 13 ayudantes trayendo cafés cuando 3 lo pueden hacer perfectamente.

También significa menos gente observando su trabajo.
¿Exactamente cuál es su propósito con esa pregunta, señor Thompson?

Trago saliva, no sé porqué he dicho algo semejante, ha sido un acto reflejo.

Espero que me disculpe Mr. Kubrick, lo que quería decir es que usted siempre ha sido muy celoso de su intimidad, especialmente cuando trabaja.
¿Quiere hablar de intimidad? Le diré algo, jovencito. Le daré una buena noticia, aunque no creo que pueda publicarla. Ahí, entre esos documentos existe una copia de los primeros minutos de los que será mi próxima película.

¿Eyes wide shut?
No, por supuesto que no. Me refiero a la película que está en preproducción que empezaré a rodar en cuanto adecue los acontecimientos a mi favor.

¿Está hablando realmente de su siguiente filme?
Así es, hijo.

¿Puedo preguntar el título?

Mr. Kubrick sonríe. No es una sonrisa cariñosa ni sarcástica, pero sí una mueca labial que demuestra perfectamente que sabe de su dominio de la situación.

Cocteau escribe en Orfeo: "¿Qué debo hacer?" Y la respuesta es: "Sorpréndeme".

La pausa que se crea, constriñe el ambiente como una lápida que cubriera la luz. Mr. Kubrick se levanta y coge una pequeña bobina de 16mm.

Son tan sólo pruebas. Bosquejos. Apuntes. Creo que, de ahora en adelante, cambiaré mi esquema de producción y, empezaré por rodar escenas sueltas sin saber muy bien dónde va la historia ni la acción. Simplemente para definir los personajes y la estructura. Para sorprender mi imaginación.

Para estimularla.
En efecto.

Mr. Kubrick accionó el proyector y lo que vi en la pantalla no puedo describirlo. No porque no pueda físicamente, sino porque si lo hiciera, estaría muerto. [Aquí, Thompson ejerce un salto temporal hasta el día de hoy. Como la entrevista no son más que originales suyos, no están siquiera ordenados y me tomo la libertad, en pos de la fidelidad periodística de ejercer tal operación] Aún hoy, años después de su muerte no puedo contar a nadie lo que vi aquel día en Childwick Bury. Sólo puedo decir que, hace un año, volví allí. Soy un auténtico admirador de volver a visitar la escena del crimen. Volví a su casa y hablé con su viuda. Ella me dijo que “sabía perfectamente que Stanley había dejado su obra inacabada, que no eran más que bocetos de lo que le hubiera llevado 10 años completar”. Si los dioses de este mundo lo permitieran, podríamos ver esos minutos de puro arte. Pero ¿si se vieran tendrían el mismo valor? Quizá solo Mr. Kubrick pudiera responder a esa pregunta.

Esta ha sido la mejor traducción que he podido hacer del texto íntegro. Por desgracia algunas partes se perdieron, pues agentes de la Warner Bros. en Londres trataron de requisar mis documentos a mi vuelta a España. Afortunadamente, logré guardar en una pequeña tarjeta de memoria la mayor parte del texto. Seguramente, publicarlo aquí me deja las puertas abiertas a una investigación y a acciones judiciales, pero espero que así, al menos, exista un modo de que la gente tome conciencia y, algún día, seamos muchos los que reivindiquemos ese testamento cinematográfico que El Maestro en persona dejó antes de morir.

P.D.: Un agradecimiento muy especial a Jeremy Thompson, que tan estoicamente soporta todos los agravios que las multinacionales cinematográficas ejercen sobre él con total impunidad.

Publicado por Aragüés

5 comentarios:

Pavel dijo...

q extraño, esta entrevista parece el inicio de un cuento perdido de Borges, o una pelicula de Hitchcok.

Me hizo recordar la leyenda urbana que cuenta que Kubrick fue el cineasta que grabo la llegada a la luna en 1969 en un estudio (siempre existira esa leyenda, creo; mas alla de que esta demostrado que el hombre llego a la luna pues en nuestro satelite existe un radiofaro que rebota una señal mandada desde la Tierra todos los dias, por cuestiones de mediciones astroficas; eso no indica si el hombre piso la luna en 1969 o mucho despues)

De ahi, segun la leyenda, su reclusion y paranoia alejado de los EE.UU. para q ningun servicio secreto lo elimine como supuestamente lo hizo con el resto del crew de esa filmación. Aunque morir mientras dormias es de lo mas suspicaz para estos complots.

Creo que tambien lei en una web en ingles, que por sus conexiones con el Gobierno de EE.UU; Kubrick pudo usar un lente experimental Carl Zeiss usado por la Nasa de f0,7 para Barry Lindon.

Un misterio el señor, diez años despues de su muerte.

Pavel eSe

Raúl Lino V. dijo...

Pavel, la leyenda urbana a la cual haces referencia es en realidad un documental que pude ver en Paris, creo que en el 2003, en la cadena televisiva franco-alemana ARTE. Si mas no recuerdo, era una especie de tomadura de pelo por el dia de los inocentes. Hasta tuvo la colaboracion de la esposa de Kubrick y hasta del terible Henry Kissinger. Es sólo hasta los créditos finales que te das cuenta que todo era una broma muy pesada, ya que, el documental, en sí, tenía pruebas irrefutables de tal leyenda.
Todo lo demás, Pavel, es especulación.
Te recomiendo leer las entrevista a kubrick que hay en este blog. Saldrás de dudas.

Gracias por la visita.

Raúl Lino V.

Pavel dijo...

Hola Raul.

Mas bien gracias a ti por poner informacion tan variada de Kubrick, de verdad es un esfuerzo loable. Lo admiro.
El mockemuntary al que te refieres se llama Opération Lune dirigida por William Karel, lo vi hace tiempo xq me lo baje de internet, y si es un documental que tenia por intencion demostrar lo facil que es engañar en un discurso audiovisual.

Pero no fue la fuente que origino la leyenda de que Kubrick dirigio el aterrizaje a la luna, solo la recogio. Desde cuando se dirá eso, lo ignoro, pero ya en 1995 en una muestra que la filmoteca hizo de de Kubrick, un señor muy peculiar nos contó a mi enamorada y mi en ese entonces, esa leyenda. Como eramos colegiales por ahi que le di algo de razon, pero ya con el tiempo a cuestas se que es una leyenda probablemente falsa, quiza para tratar de explicar a un hombre tan misterioso como Kubrick. Imagino que alguien como el puede prestarse a crear todo tipo de leyendas sobre sus manias y su reclusion voluntaria.

La entrevista que publicaste, me recordo esa leyenda, lo de los diez minutos tan inenarrables que dice el autor, es algo que uno puede creer propio de Kubrick.

Sobre la lente, es un dato veridico, ahora xq le prestaron estos lentes diseñados para la NASA, vamos puede ser quiza xq el director de la NASA entonces, admiraba a Kubrick. Pero sin duda este prestamo del gobierno de EE.UU ayudo a la suspicacia de su relacion. En fin, hay Kubrick para todos, el cineasta, la leyendas sobre él, y el real.

Te paso el link de la informacion donde lei sobre el lente.
http://www.visual-memory.co.uk/sk/ac/len/page1.htm

Saludos

Pavel eSe

JMSV dijo...

Cual es la veracidad de esta nota? He investigado un poco acerca de Jeremy Thompson y en todo internet (que no es el unico lugar donde se investiga, lo se) el nombre de kubrick solo aparece enlazado con el del periodista en este blog y el blog del cual fue sacada la entrevista, eso me da un poco de sospecha, y ya que estoy escribiendo un articulo no puedo tomar cualquier fuente como verdadera.

Aprovecho para felicitarte por el contenido de este blog, el cual es muy util

Saludos

換妻社團俱樂部 dijo...

夫妻做愛a片直播
免費a片下載無碼
線上免費試看短片a片
免費a片AV女優
免費無碼a片
a片免費試看
免費a片下載
色女a片群
情色a片
免費a片